A través de un comunicado, el gobierno de Panamá condenó los hechos de violencia que se vivieron en la sede de la Asamblea Nacional de Venezuela cuando un grupos de personas afectas al gobierno ingresaron al Parlamento hiriendo a diputados, periodistas y parte del personal que allí labora.

Comunicado:

El Gobierno de la República de Panamá condena rotunda y enérgicamente la violencia suscitada en la Asamblea Nacional de la República Bolivariana de Venezuela, que dejó como resultado a diputados, personal y periodistas heridos.

Ante la gravedad de la situación económica, social y humanitaria en Venezuela, Panamá reitera la urgencia de establecer un calendario electoral que ponga fin a la actual crisis, que sigue incitando la violencia entre ciudadanía y Gobierno.

Asimismo, el Gobierno panameño hace un llamado al más estricto respeto de los principios democráticos, y a anteponer el bienestar del pueblo para detener la violencia en el país, que se ha agravado con el llamado unilateral a una Asamblea Constituyente y la intención del Tribunal Supremo de Justicia de destituir a la Fiscal General Luisa Ortega Díaz, por oponerse a ello.

EI

Anuncios