El presidente de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), Juan José Mendoza, calificó como “írrita” la destinación de los nuevos magistrados por parte de la Asamblea Nacional e instó a los organismos correspondientes actuar contra dichos magistrados por incurrir en varios delitos.

Según Mendoza, estos ciudadanos estarían incurriendo en los delitos de “usurpación de funciones y traición a la patria”.  Asimismo, aseguró que quienes participan en esa acción ilegal, “incurren en los delitos contra la independencia y seguridad de la Nación, en particular en los delitos de traición a la patria y contra los poderes nacionales y de los estados, establecidos en los artículos 128 y 143 del Código Penal. Estos artículos también están contemplados en el vigente Código Orgánico de Justicia Militar”, indicó en un pronunciamiento ofrecido este viernes desde la sede del máximo tribunal del país, en Caracas.

En este orden, la Sala Constitucional “declara que corresponde a las autoridades competentes, civiles y militares, ejecutar las acciones” destinadas a “establecer la paz y la seguridad nacional”, destacó el magistrado.

A su juicio, esta designación es extemporánea, además le recordó a los parlamentarios que la Asamblea Nacional se encuentra en desacato, razón por la cual todas las decisiones tomadas serán nulas.

EI

Anuncios