La embajadora de Estados Unidos en la Naciones Unidas, Nikki Haley, informó que el país no aceptará los resultados de la elecciones constituyentes realizadas este domingo en Venezuela.

A través de su cuenta de Twitter, Haley señaló que “la farsa de elección de Maduro es un nuevo paso hacia una dictadura”.

“No aceptaremos un gobierno ilegítimo. El pueblo venezolano y la democracia prevalecerán” apuntó la diplomática.

El miércoles Estados Unidos había anunciado la adopción de sanciones económicas contra 13 funcionarios actuales o pasados de Venezuela por “minar la democracia”, participar en actos de violencia y corrupción, entre ellos la presidenta del Consejo Nacional Electoral, Tibisay Lucena.

Fue el tercer paquete de sanciones aplicado por Washington contra venezolanos: en febrero había incluido al vicepresidente y un auxiliar, y en mayo congeló bienes de ocho jueces del Tribunal Supremo de Justicia.

Hace una semana, el presidente Donald Trump había amenazado con sanciones “fuertes y rápidas” en caso de que el gobierno de Caracas siguiera adelante con la Constituyente.

EI

Anuncios